martes, 29 de septiembre de 2009

El mundo al revés (III). Punto y Final

Sentada justo en el filo del abismo y mirando a ambos lados lo que me rodeaba, comprendía la verdadera profundidad de lo oscuro...




Desempolvando mis juguetes del pasado recordé qué el blanco y el negro se conjugan a veces, ofreciendo grises inesperados por sus matices...

y no sólo se apodera de mí la inmensidad del negro sino que,

(en ocasiones)

hace tan intensa la fuerza del blanco, que puede deslumbrar a todo lo demás.

Vuelvo a mi mundo del revés para darle la vuelta con un punto y final.



Café con Agua